Coneixement,  ESPORTISTES

‘EPICONDILITIS O CODO DEL TENISTA’

El ‘Codo de Tenista o Epicondilitis’ es un trastorno o lesión que afecta a los músculos y tendones. Estos músculos se insertan en una protuberancia huesuda, situada en el extremo distal externo del húmero (en la cara lateral externa del codo) denominado ‘epicóndilo’, causando dolor y volviéndose sensible al tacto.

La articulación del codo se compone:

  • Del hueso del brazo superior (húmero) y uno de los huesos del brazo inferior (cúbito).
  • Las protuberancias de hueso que se encuentran en la parte inferior del húmero, se llaman epicóndilos.
  • La protuberancia que se encuentra en la parte externa del codo, donde se conectan por medio de tendones ciertos músculos del antebrazo, se llama epicóndilo lateral. La epicondilitis lateral también se conoce como ‘tendinitis del extensor de la muñeca’.

En la mayor parte de las ocasiones, se trata de una enfermedad provocada por microtraumatismos de tracción repetidos en el punto de inserción de los músculos extensores de la mano y la muñeca, que proceden de un sobre uso de movimientos, de forma muy frecuentes y continuadas, de baja intensidad o de esfuerzos de hiperextensión de codo y muñeca y de supinación a ese nivel.

El codo de tenista o epicondilitis se produce cuando se usan excesivamente los músculos del antebrazo que enderezan y levantan la mano y la muñeca. Cuando estos músculos se contraen de forma continuada, se halan los tendones repetidamente, generando una tensión localizada en los puntos de inserción de los tendones en el hueso del codo (el epicóndilo lateral).

Como consecuencia, los tendones se inflaman. Se producen desgarros pequeños y repetidos en el tendón que causan dolor.

La epicondilitis es la afección más común del codo y produce un dolor localizado en la zona de inflamación, que puede irradiarse hacia la parte externa el brazo o antebrazo.

Es común en las personas que practican deportes como el tenis, squash, padel,… (al efectuar golpes de revés y de raqueta), pero esta lesión no solo afecta a deportistas, ya que puede afectar a cualquier persona que realice actividades como: la carpintería, el trabajo mecánico, manejo de destornilladores, taladros, martillos neumáticos o incluso por el uso reiterado del ratón del ordenador, por llevar peso, oficinistas (mecanografía), peluqueros/as, pintores, el tejer, etc., ya que su etiolología es traumática o por estrés (microtraumatismos repetitivos).

Su principal sintomatología es:

  • Dolor o sensibilidad en la parte externa del codo.
  • Dificultad para mover el brazo en extensión de muñeca y supinación del antebrazo, es decir, dolor al enderezar o levantar la muñeca y la mano.
  • Dolor que se hace más agudo cuando se levanta un objeto pesado.
  • Dolor cuando uno cierra el puño, agarra un objeto, aprieta una mano o gira la manija de una puerta.
  • A veces hay dolor que se dispara del codo hacia el antebrazo o hacia la parte superior del brazo (recorre el brazo o antebrazo, irradiaciones).
  • Dolor leve en estado de reposo y durante la noche.
  • A veces puede llegar a cronificarse y convertirse en un proceso crónico.

Si quieres saber más acerca de esta afectación no dudes en ponerte en contacto con nuestro ‘Centro de Salud y Bienestar PILATES & You’, para reforzar tu musculatura y tendones, y reducir dicha lesión u otras.

  A PILATES & YOU hem adoptat el compliment de les normatives i mesures estipulades d'aforament, i també, les pertinents a higiene i desinfecció del Centre
Idioma »